sábado, febrero 27, 2010

TODOS SOMOS GALLEGOS

Rosa Díez, la lideresa de ese movimiento extraño y populista que es UPyD, ha demostrado algo que para muchos no es una novedad ni un secreto: Es tonta, aunque va de lista, en el sentido estricto de la palabra; no en el sentido peyorativo, sino en el sentido real de lo que significa ser tonta.

Resulta que esta buena señora, cuyo odio a ZP, viene de lejos y es consecuencia de algo tan ideológico como su derrota en las elecciones primarias en las que éste se impuso a RD, con el apoyo de los guerristas, ha dicho del presidente del Gobierno, y líder del Psoe, que es gallego en el sentido peyorativo de la palabra.

Bien, me asalta una duda: ¿qué es ser gallego en el sentido peyorativo de la palabra? Supongo que la señora Díez entenderá que es algún insulto porque, en caso contrario, no viene a cuento la aclaración de que lo dice en su sentido peyorativo.

Pero, entonces me queda otra duda: de cuántas formas se puede ser gallego. Vuelvo a suponer que, además del gentilicio aplicable a los ciudadanos de esa comunidad histórica, deben existir otras formas de galleguismo, de las cuales, al menos una, es peyorativa para este señora.

Se ha intentado que doña Rosa aclare el contenido de su profundo pensamiento, lanzado al aire en una entrevista que le hizo Iñaki Gabilondo, pero ha sido inútil; se ha salido por los cerros de Úbeda, dicho sea en sentido metafórico, y se ha limitado ha decir que se ha cogido el rábano por las hojas, dicho también a modo de ejemplo.

Y, por supuesto, la culpa es del mensajero, del escuchante, del elector, de los gallegos que se dan por aludidos, de los que no somos gallegos pero como si lo fuéramos, la culpa es de todos menos de quien ha insultado de forma de estúpida a los gallegos y, con ellos, a todos los demás.

El caso es que parece que en los últimos tiempos se ha puesto de moda la zafiedad y el insulto entre los políticos, que ya es los que nos faltaba para que su mala imagen, ganada bien a pulso, salvo las excepciones de todos conocidas, se acreciente a pasos agigantados.

Las palabras soeces de Esperanza Aguirre contra un compañero de su propio partido, las descalificaciones inmundas y miserables de Ignacio González (PP) hacia Fausto Fernández (IU) en la comunidad de Madrid o las salidas de tono de Pepiño Blanco y Francisco Camps y otros muchos, son un buen ejemplo de lo que afirmo.

En fin, si a esto le unimos las situaciones que se dan diariamente en la Televisión pública, ( de las otras TV mejor ni hablar) donde el mal gusto queda de relieve cada dos por tres, le dan a uno ganas de emigrar, en el sentido real y verdadero de la palabra, justo lo que han hecho siempre lo gallegos.

14 comentarios:

mariajesusparadela dijo...

Bueno,en compensación, aquí, en mi tierra gallega, cuando a alguien le llamas Rosa Diez lo insultas hasta el fondo del alma.
Pero, no ofende quien quiere, sino quién puede: sería absurdo ofenderse cuando el burro rebuzna, es lo que sabe hacer; bastante desgracia tiene.

m.eugènia creus-piqué dijo...

Es una maleducada, una cretina y una desgraciadilla, todo eso va por los insultos que ella lanza a los demás y me quedo corta y con ganas de continuar con más gordos y es que me puede, ella y Aznar pueden conmigo no lo puedo remediar, mi mejor amiga en el cole y despues fué M.Emilia Eyré, una galleguiña que era todo corazón y a quien siempre recuerdo con todo mi cariño, murió en el atentado de ETA en el Hipercor en
Barcelona, se hacía llamar Mary y la llevaré siempre en mi corazón.la mejor amiga de mi hija desde parvulitos es tambien una galleguiña de apellido Freitas, por tanto a mí que no me toquen a los gallegos, lo siento Txema, es que me he ido cabreando por momentos.Petonets.

El Pinto dijo...

No es necesario ser Gallego para entender las luces e intereses de esta Rosa, encumbrada por hacer oposición contra el gobierno fundamentada en la política antiterrorista.
Saluds

RGAlmazán dijo...

Pues sí, Rosa Díez es una rosadíez. Está descalificada para la política. Lo que pasa es que este país va contra las buenas costumbres y lo mismo la vota.

Salud y República

Ciberculturalia dijo...

Ahora tendríamos que pedir a la Real Academia de la Lengua Española que aumente el número de sinónimos de "tonta", añadiendo a la lista "rosadíez".
Además de tonta, es un insulto a la inteligencia.
Además de insulto a la inteligencia, es directamente, como dice otro bloguero, "basura ideológica".

En el fonod me alegro que haya ocurrido este incidente porque a los gallegos esta boba de naciemento no puede ofenderles y sin embargo ella y su partido se ha puesto en evidencia.

Hay muchos, entre los que me encuentro, que ya sabíamos de la calaña de esta tía...llamada señarosa

Buen sábado y besos

ElSrM dijo...

Yo a esto que ha hecho la Diputada Díez lo llamo ser (actuar como) un antiespañol. A lo mejor a Su Señoría le sorprende mi conclusión.

Lo peor es que habría muchos antiespañoles en este sentido —que no es que sea peyorativo :-) ; más bien alarmante— que se creen que son españolistas. Y mal vamos con esa confusión de cara a una convivencia armónica.


El posicionamiento de esta señora actualmente es el del nacionalismo centralista unitario.

Pero, si tiramos de hemeroteca, cosa muy conveniente cuando uno trata con políticos profesionales y fauna similar, veremos que además es una transformista política. Sus posiciones eran radicalmente distintas cuando trabajó en Euskadi. Cosas veredes, amigo Sancho.

TODOS SOMOS GALLEGOS

Saludos cordiales,

Antonio dijo...

De seguir así, dentro de poco, el mayor insulto será decirle a alguien "Rosa Diez", entendiéndolo como aprovechado, oportunista, descarado, carente de principios, maleducado... o sea, un perla, vaya...
Tendrá sus seguidores, no lo dudo, pero a mí me parece poco presentable.
Lástima que los propios políticos sean los francotiradores que se autoeliminan. Eso lo pagaremos todos los que creemos en la política de verdad.
Un abrazo

Felipe dijo...

Txema,esta tía me pone de los nervios.

Sencillamente:
es una mala persona

Saludos

Txema dijo...

Ya veo que a todos nos concita la misma simpatía esta pájara.

Es verdad que no insulta quien quiere, sino quien puede pero, aún así, me ha parecido verdaderamente incalificable lo que ha dicho esta cretina.

Esperemos que las personas sensatas hayan tomado buena nota.

sara dijo...

Por lo que veo no le cae bien a nadie, por algo será.

besos y abrazos.

Sara

Dilaida dijo...

Llevo pensando desde que ocurrió sacar una entrada en mi blog para hablar de ello, pero al final, no sé... prefiero hacerlo en frío. Pienso que esta mujer (que no persona) no se merece que yo pierda un minuto de mi tiempo en hablar de ella.
No sé si es factible o no se puede hacer o simplemente es una idea peregrina de las muchas que tengo, pero estos días le he dado muchas vueltas.
Ésa vive con el sueldo de diputada al que contribuimos todos los gallegos y yo me pregunto, ¿por qué le tengo que pagar a una tía que insulta?

Txema dijo...

Hola Sara. Pues es muy sencillo, porque se trata de un personaje faltón, engreído y falto totalmente de pudor.

Dilaida, probablemente tengas razón y no merezca la pena deduicarle ni un segundo a esta tipa. Pero su actitud es impresentable y habremos de tomar nota.

saludos

Morgana dijo...

hola Txema!

yo es que no podía dejar de reírme con el Intermedio y los grupos que se crearon en facebook a raíz de lo dicho por esta señora...

No sé pero me huelo que el voto gallego al menos, lo ha perdido para siempre...

mariajesusparadela, muy de acuerdo contigo...aunque los burros son animalitos muy buenos ...:-)

saludos!!!

Txema dijo...

Morgana, los burros verdaderos si lo son, pero no sus imitadores/as, que últimamente salen como setas en este país.

un saludo y ánimo.