lunes, mayo 07, 2012

MERKEL Y LA HISTORIA


Por poco que la obsesa merkel conozca la historia de su país, que no debe ser demasiado por lo que parece, debería recordar cuales fueron los motivos por los que una  sociedad que, según Carlos Marx,  estaba destinada a ser el motor de la revolución en Europa,  se convirtió con el paso de los años,  y tras una profunda crisis,  en una nación dominada por un  régimen atroz que causó más de 50 millones de muertos.
 
 
 
Marx jamás pensó en la posibilidad de que un país extremadamente atrasado, prácticamente feudal, sin una clase obrera potente y en un estado pre capitalista  como era Rusia en 1917 pudiera hacer una revolución socialista. Y, evidentemente, no la hizo en absoluto; en eso Marx acertó. Lo que pasa es que tardamos más de 70 años en darnos cuenta del terrible fracaso.
 

Tampoco hoy nadie cree que Grecia, un país pobre e intervenido,  pueda ser la causa se un desastre.  Puede ser que dentro de algunos años tengamos que rectificar,  si aún podemos.
 

¿Qué fue lo que llevó a un personaje tan siniestro como Hitler al poder? la crisis económica en Alemania,  que provocó un empobrecimiento general con millones de desempleados,  la incomprensión de los aliados (deuda millonaria por la guerra)  y la falta de entendimiento entre los líderes políticos que habrían podido impedir esa situación, especialmente en la Izquierda.
 

Desempleo,  deuda,  crisis política de la izquierda...  me suena.
 

Hace unos días un tertuliano,  del que no recuerdo ni el  nombre,  se carcajeaba ante la insinuación,  sólo la insinuación,  de que la crisis europea degenere de tal modo que el fascismo y el nazismo vuelvan a las andadas.
 

Pues bien,  esa risa  es de suponer que se habrá trocado en un rictus de espanto,  al conocer los resultados electorales en Grecia,  donde un partido neonazi va a sentarse tranquilamente en el parlamento de Atenas.   Esto después del serio aviso que ha dado Marine Le Pen en Francia.
 

Pueden los tertulianos reírse todo lo que quieran,   pueden seguir con su apoyo insensato a merkel y su obsesiva austeridad,  pueden mostrar su alegría por las medidas draconianas de Rajoy;   sus recortes injustos,  sus mentiras constantes , su apoyo a la banca con dinero de todos.  Pueden,  claro que pueden.
 

Pero llegará un día en el que,  como ha sucedido en Atenas,  muchos de esos mismos charlatanes tendrán que ponerse de pie cuando el gran líder vaya a dar una rueda de prensa o bien correr el riesgo de ser expulsados por la fuerza.  Esto ha pasado hoy en la UE dirigida por merkel.
 

Europa,  de la mano de merkel,   está dando pasos alarmantes no sólo ya hacia una involución económica que durará varios años  sino,  al mismo tiempo,  y me parece especialmente grave,  a un retroceso democrático que nos llevará directamente a la catástrofe más absoluta; sin banderas ni antorchas, sin camisas pardas ni esvásticas, sin parafernalia, pero con terror.
 

No hay más que ver el estado policial en el que se está convirtiendo España y no hay más que observar el régimen de incitación al chivatazo,  la delación organizada,  la humillación ciudadana y la arbitrariedad  que se viven en Catalunya,  sin que casi nadie ose ya levantar la voz. Así empezó aquel desastre.

14 comentarios:

Felipe dijo...

Pues que este gracioso no se ria porque la extrema derecha encuentra su caldo de cultivo en las crisis económicas mal dirigidas políticamente.

Saludos

María dijo...

Estamos viendo lo de Grecia como algo anecdótico e incluso risible, como el tertuliano del que hablas; cuando el miedo nos inunde en forma de fascismo y ya no haya solución más que la de la violencia, nos vamos a reír menos.
Ojalá que me equivoque mucho.

Buena entrada amigo Txema.
Un abrazo.

Txema dijo...

Así es Felipe. Eso no es una excepción, sino la regla.

saludos

María, me temo que se seguirá riendo hasta el día en que le callen a golpes. Pero entonces ya será tarde.

besos

Dilaida dijo...

Totalmente de acuerdo con tu análisis Txema.
Yo he pensado muchas veces que hay múltiples semejanzas y coincidencias con los años 30 del siglo pasado. Lo he pensado muchas veces, pero no me atrevía a ponerle palabras, tú lo has hecho muy bien.Lo que ocurrió en Grecia y el crecimiento de la extrema derecha francesa es para estar verdaderamente preocupados.
Bicos

RGAlmazán dijo...

Un peligro se cierne sobre Europa: los partidos nazis. La responsabilidad en gran parte recae sobre 'tu amiga Merkel', que está llevando a Europa a un extremo insostenible donde vuelven fantasmas del pasado.
Francamente no creo que lleguemos a lo que pasó antaño, pero deberíamos estar alertas, el peligro fascista está aumentando.

Salud y República

Txema dijo...

Gracias Dilaida. Estoy preocupado sobre todo por la indiferencia que noto. La misma que hubo entonces ante la subida de los nazis.

bicos

Rafa, es casi seguro que no se desencadene una guerra que cueste 50 millones de muertos. Pero el terror de muchos ya es una realidad.

Acabo de ver de nuevo las imágenes de Grecia y dan mucho que pensar.

un abrazo

Freia dijo...

Concreto y muy lúcido, como siempre.
Espléndida y terrorífica entrada, por lo que tiene de probable.

Un abrazo, caballero.

mariajesusparadela dijo...

Hay que empezar a temblar...

Txema dijo...

Pues Freia me temo que es así. El ascenso del nazismo en Europa es palpable, claro y contundente. Y no hay reacción.

besos

Si, pero también hay que empezar a reaccionar y cerrar el paso a este gente.

saludos

Ciberculturalia dijo...

El incremento de los partidos neofasctistas en Europa me produce auténtico pavor y lo que está ocurriendo en Grecia es para estar muy pero que muy preocupados.
Besos

Txema dijo...

Si Carmen, así es. Pero lo que más preocupa es que la indiferencia general puede tener consecuencias nefastas.

besos

Pedro Ojeda Escudero dijo...

Europa nació en Grecia. Tengamos esperanza.

Francisco Galván dijo...

No hace falta irse tan lejos para encontrar fascistas en el gobierno.

Txema dijo...

Si, lo que pasa es que entonces Grecia tenía la fuerza de la razón y ahora la fuerza la tiene merkel.

saludos

Paco, es evidente que la horda fascista tiene mucas caras.

un abrazo