miércoles, julio 29, 2009

POR QUE CONDENO A ETA

Hoy ETA ha hecho explotar una furgoneta cargada con 200 kilos de explosivos aparcada delante de un cuartel en Burgos. Un edificio de 14 plantas. Su intención, clara y determinante, era causar una masacre.


Soy de los que creen que cada uno puede hacer con su cuerpo lo que quiera, siempre que sus actos no perjudiquen a los demás y, esto, lo hago extensivo a todos los órdenes de la vida, incluido, por supuesto, el político. Por lo tanto vivo y dejo vivir a cada uno en su pensamiento.

No reprocharé a nadie que pida una y mil veces el derecho de autodeterminación del País Vasco, o de cualquier otro territorio respecto al estado al que pertenezca en ese momento. Me parecerá más o menos sensato, pero siempre defenderé el derecho a expresarlo con total libertad y llevarlo a cabo por medios civilizados.

Tampoco soy partidario en absoluto de que existan leyes especiales que sirvan como coartada para sacar de la vida política a todos aquellos que no son de nuestro partido, de nuestro sistema o que, sencillamente, disienten de lo que nosotros consideramos la legalidad democrática. Las leyes especiales son propias de regímenes totalitarios, por mucho que las avalen en tribunales superiores nacionales, europeos o planetarios.

Eso no me impide reconocer el derecho de la sociedad a establecer las medidas necesarias para defenderse de los ataques terroristas dentro de los límites penales normales y con absoluto respecto a los derechos individuales y colectivos.

Pero, dicho esto, lo que si condeno taxativamente es la barbarie aplicada como método de presión política para conseguir un fin por muy loable que éste sea. Y, repito, no me hace falta tener una ley que me obligue a ello, porque mi rechazo no se produce por imperativo legal, ni por oportunismo político, ni por electoralismo inmediato, sino por imperativo ético que, a mi juicio, es mucho más importante.

Por eso, hace ya bastantes años, cuando ETA, y no le pongo adjetivos elaborados por ministerio alguno y repetidos machaconamente, comete uno de sus actos monstruosos, me pregunto qué impide a todos aquellos que son favorables, seguidores, próximos o prosélitos declarados o encubiertos del independentismo vasco, condenar sin más ese atentado. ¿A qué están esperando?

¿Qué motivos políticos se pueden esgrimir para no rechazar categóricamente que una organización, que podría defender en el terreno teórico-práctico lo mismo que yo, coloque una furgoneta con 200 kilos de un explosivo destinado sólo y únicamente a causar una masacre de proporciones inimaginables? Repito: ¿a qué están esperando?

¿Cómo se puede decir que semejante disparate, se enmarca dentro del contexto de enfrentamiento que existe entre el estado español y el pueblo vasco y que, sobre esa base, el acto no es si mismo no es condenable porque eso supondría sacar de ese contexto la lucha que genera ese conflicto? ¿Cómo se puede llamar a eso un análisis político?

Cualquier atentado de este género no se puede enmarcar dentro de conflicto alguno, y sólo puede ser considerado puro y duro gangsterismo. No se puede sostener la legitimidad de este tipo de acciones bajo ideología alguna, que no sea el estricto matonismo porque, precisamente, la idea política, que se sustenta en la razón y en el riguroso examen de los hechos desde una perspectiva histórica y científica, rechaza, por repugnante, cualquier tipo de violencia indiscriminada, gratuita y bárbara. Sólo el fascismo apela a la violencia como única táctica.

Y no es “violencia revolucionaria”, porque quienes cometen estos actos procuran por todos los medios a su alcance, escapar a las consecuencias de los mismos, sin afrontar con dignidad la lucha que en nombre del pueblo vasco pretenden llevar a delante. La revolución la han hecho siempre héroes y nunca asesinos.

Y aun siendo consciente de que en España la democracia es en muchos aspectos una vergonzosa tomadura de pelo sostenida fundamentalmente por los dirigentes de dos partidos que pretenden perpetuarse en la gobernación, y que son incapaces de afrontar con realismo político el hecho de que hay una parte significativa de la población del País Vasco que no está conforme con su situación dentro del estado, condeno a ETA.

Y a pesar de que esos dos partidos han llevado adelante un pacto infame para desalojar de las instituciones a quienes ganaron las elecciones, con la pretensión de recuperar ese territorio para la constitución que ese mismo territorio rechazó mayoritariamente en su día, condeno a ETA

Y pese a que en muchas ocasiones la cacareada democracia española ha recurrido a la infamia más condenable para defenderse desde las cloacas, pisoteando el Estado de Derecho, no tengo la más mínima duda a la hora de rechazar por abyecto e inmoral cualquier acto de ETA que no sea su pronta y definitiva disolución
.

12 comentarios:

Menda dijo...

Ojalá, Txema, ojalá se disuelvan...pero los cachorros siguen ahí, agazapados, alimentados de odio y de ideas preconcebidas. Hoy, aún sin victimas, es un día de luto.

Txema dijo...

¿De ideas? Eres muy generosa Menda querida, muy generosa.

m.eugènia creus-piqué dijo...

Yo tambien condeno el terrorismo sea de Eta o de cualquier otro, un atentado así ya hace tiempo que lo esperaba por el desbanco del PNV por el pacto contranatura del PSE y PP y me temo que van a haber bastantes más pues este les ha fallado, los miserables no han logrado matar a nadie, cosa que pretendían.Sigo pensando que con el terrorismo no van a conseguir nada de lo que se proponen, la sociedad les rechaza cada vez más, estan mal asesorados y no tienen razón de ser,les considero unos mal nacidos por no decirlo más fuerte, es una pena lo que ha pasado, el pueblo vasco no se merece tener unos descerebrados como estos.Un petonet.

sara dijo...

Estoy de acuerdo con Menda, siempre quedan las ideas y el odio de los "jefes" y los "cachorrros" se alimentan de eso.

Besoss Txema

Sara

Selma dijo...

A la hora en que escribo,y habiendo oído las últimas noticias, tu Escrito no puede ser más acertado, Txema.. 2 víctimas mortales...

Un beso...

__MARÍA__ dijo...

Bien dices: "Sólo el fascismo apela a la violencia como única táctica."
Matan porque no pueden defender sus ideas como hombres y mujeres, sólo lo pueden hacer sin dar la cara, demostrando lo que son: COBARDES Y ASESINOS.
Y sus seguidores no condenan los atentados porque también son unos cobardes y tienen miedo.
Pobres vascos.

Troll ~ dijo...

En tu linea una reflexión muy completa, analítica y cabal Txema, en la que no olvidas empatizar con esa realidad en la cual estos gallinas asesinos dicen circunscribirse...

Jamás dejará de sorprenderme hasta donde puede llegar la inconsciencia, los complejos y la alienación mental humana....
Sinceramete no sé cuál puede ser la solución a este problema viendo esos niñatos aprendices descerebrados que dice ella, los cuales buscando tapar su angustia y desconcierto vital/cerebral, tratan de maquillar su basura existencial envolviéndose en una masa que, no sólo agrava lo que los llevó a integrarse en ella, si no que termina convirtiéndolos en unos homicidas de primera... (eso sí, la cobardía inicial intacta....)
La solución está en la base, y la base es tanto el trasfondo cultural victimista y miope de ciertos sectores de la población vasca, como sobre todo esa desconexión vital que tan difícil puede ser de controlar y solventar....

Confiemos en que los avances en la desarticulación de la banda no sea un espejismo y poco a poco desaparezca ese pozo estúpido, deleznable y asesino que habita esas tierras....

Carmen dijo...

Querido Txema, tu entrada que es anterior a los dos últimos asesinatos de esos canallas, sigue teniendo vigencia absoluta para mi. No se puede entender en el mundo de la palabra la incapacidad de un grupo para no defender sus ideas a través de esta y si hacerlo de manera canallesca e indecente.
En relación con tu pensamiento sobre el nivel democrático de nuestro país, Txema querido lo suscribo al cien por cien. Creo que ahí está otra profunda reflexión. Creo que nosotros merecemos otra democracia más sólida, más libre, más justa, más igualitaria. Creo que esta pinza de los dos grandes partidos causa muchos más problemas de los que pudieramos o quisieramos admitir. Creo en definitiva que nosotros, las mujeres y hombres de izquierdas, afiliados o no a un partido, deberíamos luchar por ese objetivo, por una democracia seria y contundente. ¿Crees que lo conseguiremos?

Un abrazo fuerte

Txema dijo...

Debo ser sincero y te digo que soy muy pesimista a ese respecto.

Tu comentario excelente. Que despejada estás a estas "du matín".

besos.

Morgana dijo...

Ninguno de los epítetos que se me ocurren para los asesinos de ETA, son publicables. Así que los dejo a vuestra imaginación.

gracias Txema!

mariajesusparadela dijo...

Me niego a hablar de ellos. Mi condena es el silencio.

Txema dijo...

Evidentemente no es obligatorio dejar nada escrito. Pero, en todo caso, gracias por pasar por aquí mariajesus.