miércoles, julio 21, 2010

¿A QUIÉN QUIEREN ENGAÑAR?

Mientras que Barack Obama firmaba hoy en Washington la reforma financiera que ha aprobado el Senado la semana pasada y que va a suponer mucho mayor control de los bancos y mucha más seguridad para los ciudadanos, en Madrid el Congreso de los Diputados aprobaba con los votos del Psoe y del PP la Ley de Cajas, esa que ha sido calificada por la ministra de economía, Elena Salgado, como la reforma más importante de as cajas desde el siglo XIX.



No deja de ser curioso que, mientras que en EE.UU. pese a todas sus deficiencias Obama toma algunas medidas a favor de los daminificados por la crisis y aprieta las tuercas a los que la ocasionaron, aunque repito que habrá que ver el resultado, aquí, en España, ZP no aprovecha la situación para reformar las cajas, algo con lo que parece que todos estamos de acuerdo, en beneficio de la mayoría sino para que se abra una vía que, antes o después supondrá su privatización.


Se podría haber aprovechado la circunstancia para crear una gran banca pública con las cajas. Y, antes de que me digan que eso hubiera costado dinero, supongo que nadie se habrá olvidado de que su ordenación también lo va a costar. Insisto se ha desperdiciando una buena ocasión de cambiar en beneficio de muchos el sistema.


Ahora el capital privado podrá tener hasta el 50% del las cajas. Mal asunto que los bancos, que van a ser los primeros beneficiarios de esta Ley, entren en las cajas porque de inmediato impondrán su forma de gestión, que es precisamente lo que distinguía, además de la existencia de la obra social y de cierta regionalización, a unas de otros.


Además, se van a perder otros 20.000 puestos de trabajo como consecuencia del subsecuente cierre de oficinas y, al disminuir estas, también empeorará la calidad del servicio a los ciudadanos.


Curiosamente, el PP y el Psoe, han unido hoy sus votos para sacar adelante este engendro. Aquí se ha puesto de manifiesto lo que muchos venimos repitiendo hasta la saciedad y, con muy escaso éxito por cierto: El PP y el Psoe en lo que se refiere a la política económica son lo mismo.


Pero, y para terminar, no es esta la única paradoja económica que nos ha deparado el día. Resulta que el presidente del gobiernillo, el tal ZP, ha dicho que cueste lo que le cueste, si hay que pedir más esfuerzos a los españoles, se los pedirá. Obsérvese que lo dice en condicional: si hay que...


Pues bien en respuesta esta mañana al presidente del partido defensor de los trabajadores, llamado también PP, el citado ZP, ha dicho que si finalmente hay que pedir ese esfuerzo mayor, se hará con los que más tienen. De lo que se deduce que si no es necesario, no se les pedirá ese esfuerzo.


Después de todo esto me pregunto: ¿a quién quieren engañar?

12 comentarios:

Felipe dijo...

Por principo no estoy de acuerdo con la entrada de capital privado en las cajas.Dicho esto no me negarás que las Cajas han sido cortijos para los políticos de las CC.AA.Y te hablo por experiencia de lo sucedido en Caja Castilla-La Mancha, dónde sólo unos cuantos señores constructores alcanzán el 30% de morosidad o impagados que dicha caja no va a recuperar nunca.Y no lo va a recuperar porque son amiguetes del poder político.

Las cajas,como sabes,nacieron como Monte Píos y beneficiencia para sufragar a la más desfavorecidos.Sin embargo su gestión hga sido idéntica a la de los bancos.Han funcionado excatamente igual en su gestión con el sólo hecho de estar controlas por el poder político.

Te pongo otro caso,Cajasur,en manos de los curas y en quiebra absorbida por el BBK.

Las cajas no podían seguir funcionando como hasta ahora lo hacían.Necesitaban otro tipo de gestión y control.Ahora bien,de ahí a a la reforma PPPSOE va un trecho.

Tampoco hay que olvidar que han proliferado como hongos siendo pequeños reinos de taifas.

En desacuerdo total con PPPSOE en la reforma de la ley de Cajas.Pero también en desacuerdo con el funcionamiento que tenían hasta ahora.

Y la Obra Social brillando por su ausencia.

Siento el coemntario tan lago.Disculpa.Saludos

Txema dijo...

No lo nuego en absoluto. Creo que las cajas necesitan una reforma pero se ha perdido una oportunidad muy buena para hacer algo mejor.

saludos

RGAlmazán dijo...

Las cajas de ahorro no han servido a su fin. Han sido utilizadas por los políticos autonómicos, como dice Felipe, como reinos de taifas.
Ponerlas a flote nos está costando un ojo de la cara, vía el FROB.
Ese dinero de todos podía haber servido para constituir una banca pública, de verdad, gestionada desde el Ministerio de Economía, y con un objetivo claro, facilitar créditos a entidades y personas, con criterios sociales y económicos claros.

Salud y República

Txema dijo...

Efectivamente D. Rafa, de eso se trata. Pero no. Ya has visto la coincidencia entre el PP y el Psoe a la hora de dar entrada a la banca.

saludos

Dilaida dijo...

Opino como Rafa y Felipe, las cajas no han servido al fin para el que fueron creadas, no sólo han sido los Cortijos de los políticos, como dice Felipe, sino que esos políticos y gente de su entorno, las llenaron de personal "inutil". Es decir, los hijos de esta gente, señoritos que no querían estudiar o no podía por su bajo nivel intelectual, fueron empleados y muchos de ellos se convertieron en directivos y altos cargos.
Bicos

mariajesusparadela dijo...

Sí, las cajas eran un coto privadode los políticos, pero ahora, con la privatización, serán un banco más...menudas reformas.

Antonio dijo...

Después de mis vacaciones en USA vuelvo a tu casa para seguir leyendo tus entradas, siempre tan interesantes y nutrientes.
La banca privada se basa en la codicia y la avaricia del banquero, en el uso de los recursos de la gente en beneficio propio, como objetivo básico, y para ello han de jugar a prestar. Sin embargo su objetivo no es el desarrollo social sino el personal del sujeto o colectivo que la explota.
El objetivo de la banca debe ser, bajo mi punto de vista, el de facilitar el desarrollo económico desde una perspectiva social y no particular, por tanto solo se podría cumplir este objetivo, de facilitador, desde la gestión pública, aunque para ello deberíamos eliminar a los chorizos de la política y establecer criterios de control que garantizaran la buena gestión. Si el dinero depositado es de la ciudadanía, tiene que revertir en beneficio del desarrollo de esa ciudadanía.
La banca no ayuda al pueblo, sino que lo somete, desde su poder fáctico, a políticas económicas de corte capitalista. Es un poder, no un servicio a la ciudadanía, que es la dueña de los depósitos de dinero que gestionan, como ya he comentado.
Han sabido esconder su perversión y morbosidad de sueldos supermillonarios, de jubilaciones escandalosas, restando beneficios a los impositores y a los accionistas, produciendo una crisis, en un juego de ingeniería financiera especulativa y no productiva, cuyo coste cargó a la economía de los Estados.
Ahora, los gobiernos, que andan atrapados en el sistema, se aprestan a entregarles el único elemento de control económico del ahorro que tenían a mano. Craso error que acabaremos pagando desde la sumisión.
Saludos

Ciberculturalia dijo...

No se si las privatizaran al final o no, pero si se y conozco algo de CajaMadrid, como son nidos de políticos y gestionadas por amigos de esos políticos. No, no me gustan tampoco.
¿Qué hubiera sido lo mejor? Pues como algunos comentáis: ese dinero a una banca pública. De verdad. Gestionada con criterios de servicio público y para ayudar a la ciudadanía.

¿Ahora como se arregla este entuerto? Claro que hay tantos y tantos en nuestro especial cortijo que no sabemos por donde empezar. Hoy eso sí alegrarnos de lo acontecido al PadrinoFabra.

Txema dijo...

Dilaida: es cierto que las cajas han tenido algunos comportamientos bastante censurabls y como decís casi todos han servido a intereses que poco o nada tenían que ver con si idea fundacional, pero un error no se soluciona con otro.

Maria Jesús, tienes razón. Ahora la mayoría pasarán al poder de la banca. Mal asunto porque estos acabarán por hundirlas.

saludos

Freia dijo...

Pues yo creo que las cajas antes ya disfrutaban de las prebendas de los bancos en cuanto a actuación en los mercados financieros, pero les salvaba que no tenía accionistas, sino que los beneficios se empleaban en los ídem sociales, aunque le doy toda la razón a Felipe cuando dice que eran auténticos cortijos de los mandamases de las CC.AA.
¿Banca Pública? Ay, Txema que yo creo que eso no le interesa a nadie. Por eso se privatizó la banca pública hace algunos años y éstos no lo van a cambiar. Está muy bien la cosa como está. Así la tarta se reparte mejor y entre menos.
Ya verá ahora cómo los beneficios sociales empiezan a disminuir además peligrosamente.
Se está quedando cojonudo (con perdón) el local patrio...

Freia dijo...

Un abrazo

Txema dijo...

Para Antonio, Carmen y Freia:

Bueno me doy por vencido con lo de a banca pública. Pero, aún así se podría haber hecho un proyecto más social.

En cuanto a las prebendas de los políticos es posible que en algunos casos sea cierto, en otros menos. Pero el caso más sangrante es Caja Madrid que, precisamente, no va a perder sus estatus.

saludos